¿Por qué es necesaria la evaluación de exposiciones?

En el mundo museístico existe una preocupación constante sobre la satisfacción de los visitantes y sobre el impacto de una exposición. En algunas instituciones encontramos cuestionarios que ayudan a recoger información de los visitantes, dejando normalmente, la evaluación de exposiciones para el final. Desde un punto de vista más organizativo, la evaluación debería formar parte de la planificación estratégica de la institución. En otras palabras, metafóricamente, no deberíamos dejar la evaluación de exposiciones como la cereza del pastel sino como la base sobre la cual realizar el pastel-exposición.

En nuestro entorno cultural hace años que se habla de indicadores y, cada vez más, de impacto. En las recientes XX Jornadas de museos y educación: Retos de futuro celebradas en el Museu Marítim de Barcelona el 8 y 9 de marzo 2018, se comentó que debemos ir hacia el análisis del impacto museístico, ha llegado el momento de pensar en nuevos indicadores. Por ejemplo ‘el impacto patrimonial’: cuantos elementos se han incorporado en el museo. También se habló de la noción de experiencia museística, siempre educativa y pudiendo ser física, intelectual, de grupo o emocional.

Generalmente las instituciones museísticas se siguen rigiendo por los números, número de visitantes que han entrado en la exposición. Sin duda, éstos son importantes pero deberían ir acompañados de datos cualitativos para poder conocer las opiniones, sensaciones, emociones y, en definitiva, el tipo de experiencia que viven los visitantes en un museo. Por ejemplo: ¿con qué se quedan los visitantes después de salir de una exposición?, ¿qué conversaciones les ha suscitado?, ¿qué nuevos aprendizajes han incorporado?, ¿qué les ha venido a la cabeza durante la exposición?, ¿sobre qué han discutido con familiares/amigos durante o después de ver la exposición?, ¿tienen alguna sugerencia para mejorarla?, ¿qué temas les gustaría tratar en futuras exposiciones?, etc.

Muchas veces los visitantes salen del museo sin poder compartir estas sensaciones o sin que sus opiniones y sugerencias sean recogidas.

evaluacion de exposiciones-min

¿Por qué no preguntamos a los visitantes antes, durante y después de una exposición? ¿Por qué no les dejamos formar parte del diseño de una exposición? Nina Simon, Executive Director de Santa Cruz Museum of Art and History de California, nos habla de participación en los museos o más recientemente sobre la relevancia, el hecho de añadir valor a la experiencia, de darle sentido. Simon constata que la participación del público es imprescindible para la creación de exposiciones. Sus libros (The Participatory MuseumThe Art of Relevance) dedican capítulos enteros a la evaluación. Si la queréis conocer estará próximamente en Museum Next Europe Conference, del 18 al 20 de junio 2018 en Londres.

Es necesaria la evaluación de exposiciones en un museo antes, durante y después de éstas para garantizar:

  • que lo que ofrecemos es para TODOS los públicos
  • que ofrecemos una experiencia única e irrepetible
  • que la experiencia sea lo más accesible posible
  • que la experiencia sea participativa y relevante
  • que el mensaje que queremos transmitir sea coherente y comprensible
  • que la gestión de los recursos económicos y el tiempo invertido sean eficaces

La evaluación de exposiciones puede ser interna -realizada por el personal del museo- o externa, -llevada a cabo por colaboradores externos-. No es cuestión tanto de recursos (que también) sino de ganas de pararse a observar a los visitantes y hablar con ellos. Para recoger el feedback de los visitantes hace falta tiempo e investigación, es importante relatar lo que observamos y analizar la información que nos pueda proporcionar la diversidad de público visitante. Pequeñas evaluaciones, aunque de momento sean al final de una exposición, nos pueden dar mucha información respecto a cómo encarar nuevas exposiciones para TODOS los públicos. En definitiva, evaluar es ver de una manera constructiva qué podemos cambiar, evaluar para definir o generar exposiciones, para mejorar!


Andrea Granell es consultora independiente y evaluadora externa en museos y otras instituciones culturales. El próximo mes de abril impartirá en Barcelona el curso presencial “Museos y evaluación de exposiciones

1 comentario en “¿Por qué es necesaria la evaluación de exposiciones?

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: